jueves, 14 de marzo de 2013

PENCAS DE ACELGA RELLENAS






Esta receta es muy sencilla, pero de eso pretendo que sea mi blog,
pondré cosas más elaboradas, pero mi meta es poneros cosas que yo siempre he cocinado en mi casa o mi trabajo.
Mañana ya viernes, hoy ya ese día me da un poco igual, pero no hace mucho era mi día especial, me encantaba , ya desde por la mañana se notaba que todos en el autobús o metro íbamos con otro talante, aunque también se notaba en nuestras caras el cansancio de  toda la semana. Sabéis que os digo.. lo echo de menos, ese no parar preparando los menús semanales todos los viernes por la noche, me daban las tantas y mi mente se quedaba en blanco muchas veces, también todos los ingredientes necesarios para todos esos menús, preparar lo que tenían que pedir las personas que hacían la compra.
Recuerdo que a eso de las 7 de la mañana todos los días me llamaban al móvil el pescadero, pollería y carnicero, para saber que quería para ese día.
Yo estaba camino al trabajo, pero si lo pienso.. eso ya era trabajo, empezaba una hora antes y terminaba dos y tres horas después, total hacia unas.. 12-14 horas diarias, pero si!! lo echo de menos.
Daba muchas comidas en dos salones llenos, y tenia una carta y menú especial, también comuniones y comidas privadas, en fin hasta la fruta y verdura la compraba yo en un almacén que teníamos frente al restaurante, que tiempos... volvería con los ojos cerrados.

Pencas de acelga rellenas:
Ingredientes:

  • Comprar acelgas que tengan el tallo ancho( las hojas las empleamos en un puré de verduras, rehogadas) la cantidad que queráis hacer, y la cantidad de personas para comer.
  • Lonchas de jamón york( lo mismo, según las pencas que os salgan) si las lonchas son largas se parten al medio, comprar buen jamón.
  • El doble de lonchas de queso( cheddar en este caso, pero vale cualquiera que funda bien) que de jamón york una vez partidas.
  • Mantequilla para hacer bechamel ( yo lo pongo a ojo, un buen trozo, como para croquetas) . Tener cuidado que no se queme, si no echar un chorrito de aceite.
  • Harina normal de trigo ( unas cucharadas soperas, lo justo como para que empape bien la mantequilla, ir probando, no tiene que quedar ni muy seca ni muy mojada, pero es preferible lo segundo a lo primero.
  • Leche la cantidad que nos valla haciendo falta, tiene que ser una bechamel espesa ( yo la pongo siempre fría, nunca se me hace grumos, otros lo ponen caliente, yo nooo!!)
  • Pan rallado
  • Un huevo o dos ( si se nos termina con uno batimos otro, es mejor así no nos sobrará)
  • Aceite para freír, de oliva virgen extra, es lo más de lo más, solo son unos euros más que el aceite de oliva y su diferencia en la comida es abismal. Yo uso oliva virgen extra para todo.
  • Sal, pimienta molida, un poco de nuez moscada.





Preparación:
Cortamos las hojas a las acelgas, dejando los tallos, los lavamos muy bien para quitar la tierra, se cortan en unos trozos de unos 10 cm, si os gustan más grandes...
Quitamos todas las hebras que podamos ( yo casi nunca lo hago, ya las acelgas apenas las tienen ).
Las ponemos a cocer en una olla con agua fría, cuando empiecen a hervir ponemos un poco de sal al gusto.
Se dejan cocer hasta que veamos que están tiernas ( cuidado de no pasarnos, algunas veces se rompen) Las escurrimos del agua y reservamos.

Se cortan las lonchas del jamón por la mitad si son largas, y batimos el huevo o huevos con un poco de sal, ponemos en una fuente el pan rallado.
En un plato llano ponemos una mitad de tallo de acelga ( si veis que no son muy anchas podemos poner dos trozos juntos montados uno encima del otro un poco )
Encima del tallo ponemos una loncha de queso y otra de jamón, encima otra de queso y ponemos otro tallo a modo de San Jacobo, vamos reservando estos montoncitos.
Hacemos una bechamel espesa y procuramos que nunca se quede fría, siempre en el fuego muy bajo, ( si las acelgas están frías y la bechamel también nunca se quedará adherida, me gusta poner siempre una pizca de nuez moscada y pimienta molida, toda buena bechamel lleva estos dos ingredientes.


Vamos pasando los paquetitos de acelga por la bechamel, dejándolos caer encima de ella,  los vamos sacando a una fuente, que tenga un poco de aceite untada, con ayuda de una espumadera o dos cucharas, procurando coger bechamel por debajo, se dejan enfriar.
 Cuando ya están fríos los vamos pasando por el huevo batido y por el pan rallado. En una sarten honda ponemos el aceite a calentar y cuando este caliente pero no demasiado, los echamos a freír por los dos lados, hasta que esten dorados,los dejamos en una fuente con papel de cocina para que escurran y comemos inmediatamente.
Yo lo acompañé de unas setas de cardo a la plancha y de tomates con un poco de comino molido y chorrillo de aceite de oliva virgen extra por encima, sal

Espero que os guste, están exquisitas y son muy fáciles de hacer, hay otras maneras de hacerlas que quedan más de fiesta, otro día las pondré, hoy solo quiero que probéis cosas sencillas, ya os pondré deberes... jejeje



Muchas gracias por estar detrás de mi ventana, besos.
                                                    ISA



2 comentarios:

  1. Muchas gracias por tus recetas,ademas son recetas que yo nunca he hecho y me estoy animando,gracias guapisima....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como ya te he dicho te doy las gracias, esto es muy duro, ya que ves que no te responde la gente. Espero que poco a poco me empiecen a conocer un poco y les guste, besos.

      Eliminar