domingo, 7 de abril de 2013

FABES CON ALMEJAS

¡¡FABES CON ALMEJAS!!


Ya ha pasado el fin de semana, que tal lo habéis pasado??.
Yo hoy he salido un poco con mi marido, hemos ido a Alcalá de henares.
Ya hemos ido más veces pero queríamos ver la universidad, cosa que no hemos echo, eran visitas guiadas en grupo y nosotros eramos solo dos. Hemos visto lo que se entiende como la tienda de souvenirs, no hay apenas nada, unas camisetas y pocas cosas.
Nos hemos ido a ver la casa museo de Cervantes, me ha gustado mucho, aunque como yo ya le dije a mi gordi... esos muebles aunque muy viejos ( siglo 16) no eran los de la casa  de aquellos años. He preguntado y nos han dicho que solo el patio, el pozo y un trozo de pared que se descubrió al reparar la estancia de la botica, eran los de la época de Cervantes, bueno el caso es que me ha gustado.
Lo mejor... las tapas que ponen en casi todos los bares de esta ciudad, son fantásticos y barato, os dejo una foto de la fallada de la universidad, es preciosa.



FABES CON ALMEJAS:

  • INGREDIENTES:
  • 1/2 kilo de unas buenas fabes asturianas
  • 1/2 kilo de almejas finas
  • 1/2 cebolla en trozos pequeños
  • 1/2 pimiento verde partido en trozos pequeños
  • 1 tomate maduro pelado y troceado
  • Una cucharada de pimentón dulce
  • Un poco de sal ( las almejas llevan la suya )
  • 1/2 baso de vino blanco
  • 1 ajo y perejil machacado en el mortero
  • 2 hojas de laurel
  • 1 litro de caldo de marisco o pescado ( podéis poner caldo de pastilla, pero nunca será lo mismo )
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Pimienta molida


PREPARACIÓN:
Para unas 5 personas.
La noche anterior ponemos las fabes en agua fría a remojo.
Unas horas antes ponemos las almejas en agua fría con sal, para que suelten la arena que puedan tener.


En una cacerola echamos las fabes con el caldo que estará frío, si no lo cubre añadimos agua fría. Las echamos el laurel y ponemos al calor, cuando veamos que espuman lo quitamos y bajamos el fuego a cocer lento. Las vigilamos de vez en cuando.

Mientras, cortamos las verduras, echamos el aceite en una sartén y lo ponemos a pochar muy lento, cuando este todo muy bien sofrito, añadimos el pimentón y reservamos. Si queréis le ponéis una cucharada de harina para que espesen junto al pimentón ( yo no lo pongo )

Después de una hora comprobamos las fabes y probamos si están cocidas, si es así en ese momento echamos la verdura con el pimentón, (y una cucharada de harina si queréis que estén más espesas) lo movemos con cuidado moviendo la cazuela de un lado a otro, para no romper las judías y seguimos cocinando lento.

En un sartén o cacerola echamos las almejas escurridas y bien lavadas, las tapamos con una tapa y las abrimos al vapor, las que no se abran las desechamos, cuando veamos que están abiertas es el momento de poner el vino blanco, dejar unos minutos para que evapore un poco.




Echar el majado de ajo y perejil a las fabes, las almejas con su caldo y después de unos minutos las tendremos listas para servir. Poner un poco más de perejil picado.

PD. Podemos echar las verduras sin partir y en el momento de que estén cocidas, sacarlas y pasarlas por la batidora junto a unas cucharadas de judías, eso hará que espesen. 


PD 2. Se puede echar azafrán en rama, le da un sabor expectacular.

PD 3. Si veis que las fabes están cocidas antes del tiempo que os pongo, lo acortáis, eso depende de las judías si son viejas o de la última recogida de la temporada.




Bueno como siempre os digo, muchas gracias por estar detrás de mi ventana.
Espero que os guste esta receta tan buena y rica en fibra, Besos.


                                            ISA

4 comentarios:

  1. Definitivamente las tengo que hacer,un plato riquísimo y muy completo qué ricas!!!! Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que bien Babelita!!, ya veras que ricas están, son de los platos de toda la vida, llenos de vitaminas y fibras naturales. Un fuerte abrazo y muchas gracias.

      Eliminar
  2. Madre del amor hermoso!!!!!!!!!

    Qué pinta más buena!!! Esto tengo que hacérselo a mi marido, no va a dejar ni las conchas!

    Besos

    ResponderEliminar
  3. JEJEEJ, la verdad es que están de lujo, en casa les encanta y mi hijo el mayor se muere por un plato de estas judías.
    En los restaurantes las ponía y se terminaban en media hora.
    Muchas gracias y besos para los dos.

    ResponderEliminar